y más

El optimismo cuando se tienen hijos

Ayer, estando sumamente cansada, leí un tuit de @Profeta_Baruc que se ha hecho muy viral y me arranco una carcajada. Decía: “Optimismo es ir a la playa con niños y llevar un libro.” Pensé en la de veces que lo he hecho yo, y este verano pienso repetir. Supongo que la esperanza es lo ultimo que se pierde 😀  En esas, me di cuenta que por alguna razón los padres tendemos a ser muy optimistas creo. Si no, leed las siguientes premisas y me decís después si caéis en ellas o no. Yo confieso que sí 🙂

Optimismo, cuando se tienen hijos, es…

Estar deseando que lleguen las vacaciones para poder descansar.

Hacerte con un cargamento de libros o revistas para disfrutarlas en el viaje en avión o de coche, o mientras estás en la playa o en el jardín.

Imaginarte el álbum de fotos tan bonito que vas a hacer después de las vacaciones, con todos los posados en familia que vas a inmortalizar durante el periodo estival.

Creer que te vas a librar de madrugar cuando no tienes que ir a trabajar.

Comprar los juegos de playa o de viaje más molones que anuncian, imaginando a los niños entretenidos solos en el coche, en la playa, o en la piscina mientras tú descansas un rato.

Leer blogs, revistas, y todo lo que localices sobre “viajar fácil con niños,” creyendo que de ésta vas a conseguir unas vacaciones zen.

 

¿Somos o no somos optimistas? ¿cuántos imagináis esas premisas? ¿y cuántas veces se cumplen? 🙂 Pero de sueños también se vive, así que disfrutemos a lo grande con o sin libros, con o sin sueño, con o sin fotos…

¡Un besazo y feliz día!

Publicaciones Anteriores Siguiente Post

También Podría Gustarte

4 Comentarios

  • Responder Miri Julio 30, 2015 en 10:34 am

    uyy pues si que somos optimistas!! mira, yo añado la de salir a tomar algo… llevamos 3 veranos diciendo lo mismo, pasamos unos dias en casa de los abuelos y decimos “esta noche despues de cenar nos vamos solos, tomamos alguna copita y ya veremos a que hora volvemos” que a que hora??? a las 12 como cenicienta!!!

    Te pones a dar vueltas para encontrar un sitio donde tomar algo y no sentirte una vieja pelleja, tardas en elegir uno de esos combinados raros que ponen, mientras te lo tomas estas pensando en el dia tan largo que llevas de playa y que no has podido ni leer un ratito ese libro maravilloso que te habían recomendado.. asi que de repente, miras a los ojos a tu chico y le dices “gordo, y si nos vamos a casa? el niño mañana se levanta a la misma hora y aunque estén los abuelos va a venir a por nosotros”.. y es eso lo que ocurre, que te vas a casa, viendo como la gente sale justo cuando tu te recoges..

  • Responder Marta Chincha Rabincha Julio 31, 2015 en 7:35 am

    Pues sí, somos optimistas!!! Pero bueno yo creo que hay que seguir siéndolo y seguir disfrutando de una forma u otra!!!

  • Responder Attempra Julio 31, 2015 en 8:55 am

    Somos muy optimistas, pero es verdad que al final hay cosas que aunque creas que van a ser de una manera y luego sean de otra también están bien. Yo por ejemplo soy muy optimista con lo de madrugar, pero es verdad que aunque madrugues, al final no tienes prisa, y puedes remolonear en la cama o en el sofá viendo Dora la exploradora (jajajaj) tiene su punto bueno.

  • Responder Irene MoRe Agosto 3, 2015 en 8:00 am

    Pues yo, menos con lo de leer, con el resto tengo mucha suerte, la verdad.

  • Deja un comentario

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.