Aprende, Juega, y más

Tu hijo tiene muchas capacidades, ¿eres consciente?

¿Sabes que tu hijo tiene muchas capacidades? ¿eres consciente de ello? ¿las potencias o las limitas?

Hace un par de días, estábamos en el parque y los peques había llevado sus patinetes. Cuando los dejaron aparcados junto a un banco para ir a jugar a los columpios, se acercó un niño pequeño a coger uno de ellos. Su madre le vio y fue a decirle “es demasiado grande para ti!” pero, para cuando pudo terminar la frase, el niño ya estaba montado y andando enel patinete con una cara de ilusión indescriptible. Su madre se quedó perpleja. Me miró y me dijo “¿cómo puede andar en ese patinete tan grande? estoy alucinada.”

Me hizo recordar, todas las veces en que la gente nos mira por la calle con total asombro al ver al pequeñín con su patinete, desde que tenía escasos dos añitos. Lo maneja genial y es feliz en él. Siempre que nos miran así, no puedo evitar pensar:

“si dejáramos a los niños experimentar, sin inculcarles nuestros propios miedos, nos maravillaríamos de ver todo lo que son capaces de hacer”.

 

Con esto, no pretendo juzgar a esa madre ni a nadie, ojo. Yo misma, soy consciente de que en más de una ocasión por mis propios miedos o por querer protegerles, a veces sin darme cuenta, estaré limitando a mis hijos en lugar de estimularles a explorar y experimentar. Pero cada día me levanto con el firme convencimiento de que mi labor como madre es enseñarles a hacerlo sin mi ayuda, y a crecer y explorar creyendo en sus capacidades, que son muchísimas.

Los niños nacen con muchísimas habilidades y capacidades, y nuestra labor yo diría que no es tanto enseñarles y recordarles lo que no saben sino estimularles a descubrir lo que ya son capaces de hacer pero aún no lo han puesto en práctica.

Por ejemplo, ahora hemos instaurado en casa la rutina de que cuando estamos fuera y los peques quieren algo (léase un vaso de agua, algo para comer si estamos en un restaurante, etc.) ellos son los que van y piden, si las circunstancias del local lo permiten. Evidentemente, nosotros siempre estamos observando y atentos por si hace falta que les ayudemos en algún momento. Curiosamente, no será la primera vez en que alguien me llama la atención por ello, recriminándome que son muy pequeños para hacer algo así solos o que vaya morro le echo por no moverme yo. Al contrario, para mi casi sería más fácil hacerlo yo que vigilarles, animarles a ello, y controlar mis propios miedos e inseguridades. Pero creo firmemente que si lo hiciera por ellos, les estaría enseñando que yo sé hacerlo y ellos no, nada más que eso. Y no pienso que ese sea el mejor mensaje que les puedo transmitir.

Por mucho que nos gustara evitar caídas y disgustos a nuestros hijos, siempre habrá en la vida momentos en los que tengan que caerse y en los que les toque “no ganar”.

Por ello, creo que lo mejor que podemos enseñarles, como os contaba aquí, es que la vida es cuestión de saber caerse. Y de levantarse siempre, además habiendo aprendido algo nuevo.

Lo sé, no es fácil. Al menos a mi no me lo resulta. Como madre, quisiera verles siempre felices y que sufran lo menos posible. Me gustaría evitar peligros y que no les pase nunca nada malo. Pero, cada día trato de recordar que mis hijos tienen muchas capacidades. Más cada día que pasa. Y yo tengo que ser consciente de ello, sin dejar que mis propios miedos o temores sesguen mi juicio.

¿Sois conscientes vosotros de todas las capacidades que tienen vuestros hijos? ¿Os resulta un reto o algo fácil, el tratar de no limitarles con vuestros propios miedos?

¡Un besazo y feliz día!

**Por si me vais a preguntar :), anoto aquí que las botitas nuevas de la peque que aparecen en la foto de arriba son de Clotaire Shoes.

(Visited 1.156 times, 1 visits today)
Publicaciones Anteriores Siguiente Post

También Podría Gustarte

4 Comentarios

  • Responder Alba Octubre 19, 2016 en 3:19 pm

    Genial Jaione, como siempre! Me dirias de que casa era el patinete???

    • Responder Jaione Octubre 21, 2016 en 3:08 pm

      tanto el mío como el del pequenín son de la marca Micro. Me han comentado que ahora hay uno en Imaginarium de otra marca que también da buen resultado. Yo solo tengo experiencia con esta marca, y la verdad es que no es barata pero nos sale rentable la inversión porque lo usan y les dura muchísimo. Y en viena tuvimos uno baratillo y ni color porque se desequilibraba muy fácil, no se giraba como estos que con solo inclinarse un poco pueden coger curvas,…

  • Responder Ainhoa-UnHogarparamisCositas Octubre 20, 2016 en 9:14 am

    Mira, nosotros también hacemos el mismo ejercicio, no tanto con el peke, pero si con la mayor (tengo que hacerlo ya con el peke) y a veces, es verdad, que he sentido esas miradas reprobatorias…me encanta la foto!!! 😉

  • Responder Marialu Octubre 20, 2016 en 10:22 am

    Cuesta horrores dejarles hacer las cosas por sí mismos, pero poco a poco los padres nos vamos metalizando.
    Un besote!
    Marialu

  • Deja un comentario