niños-contar-miedo
Aprende, Juega, y más

Mi hijo no cuenta nada. ¿Quieres un truco?

Mi hijo no cuenta nada en casa, ¿cómo puedo hacer para que me diga más cosas?” – esta pregunta me la habéis planteado en bastantes ocasiones. Así que, cuando estuve con Lena en Amsterdam, le consulté sobre ello (ya os contaba la semana pasada cómo me enseñó  ella la idea de preguntarles “¿Sabes por qué te quiero?“). Hablamos de una idea que ya me rondaba la cabeza y que ella me confirmo. ¿Quieres saber el truco? Aunque en realidad es algo bastante sencillo y tiene poco de truco, creo.

No cuenta nada en casa

¿Vosotros compartís con vuestros hijos cómo va vuestro día, cómo os ha ido en el trabajo o qué os preocupa? Si la respuesta que estáis pensando es “no” o “no mucho”, la siguiente cuestión sería ¿por qué?. Si lo que os ronda la cabeza es que a ellos no les interesaría mucho. la siguiente pregunta que Lena os propondría es “¿entonces por qué vuestros hijos tienen que pensar que a vosotros os interesa lo que pasa en su colegio o lo que a ellos les preocupa?

niño-no-cuenta-nada

 

Vosotros sois los padres, y claro que tenéis un rol distinto. Pero para fomentar el diálogo y la comunicación, es importante sentir que los demás nos cuentan cosas y se abren a nosotros.

Así nosotros también nos abrimos. Eso sucede tanto entre adultos como entre niños o entre padres e hijos.

Es decir, el “truco” o idea es tan sencilla como empezar por ser nosotros quienes contamos a nuestros hijos cosas, en lugar de ‘interrogarles’. Compartir y mostrarles cosas de nuestro día a día, de cuando éramos pequeños como ellos, de cómo eran nuestros días de colegio… Ello creará un ambiente de comunicación que, por sí mismo, es muy probable que derive en mucha más comunicación por parte de vuestros hijos también.

Igualmente, os pueden resultar útiles estas 25 formas de preguntar a tus hijos ‘¿cómo ha ido el día en el cole?’ 

Berta Buenafé está triste…

cuenta-colegio-triste

 

Unido al tema de la comunicación de hijos a padres, algunos me planteáis vuestra preocupación por los niños que pueden estar tristes y no mostrarlo.

¿Se puede tener una vida “cómoda” a ojos de muchos, vivir “bien” que opinarían otros,… y sentirse triste? ¿Les puede pasar a nuestros peques el sentirse tristes y no saber por qué, o no tener motivos aparentes para ello? Yo diría que sí. Y puede que, a veces, no lo expresen porque se da por hecho que si la vida que tienen es aparentemente cómoda, no deberían estar tristes.

No son situaciones fáciles de gestionar si no logramos expresar los sentimientos y aprender a gestionar la [nada sencillas ] relaciones humanas . De eso trata este precioso cuento infantil que pongo arriba ❤️ “Berta Buenafe está triste” , de Editorial Flamboyant . En casa nos ha encantado, así que os lo pongo por si os inspira.

 

¿Te cuenta tu hijo u os cuentan muchas cosas vuestros peques? ¿Qué os parece este “truco” para fomentar el diálogo y las conversaciones con ellos?

 

¡Un besazo y feliz día!

Publicaciones Anteriores Siguiente Post

También Podría Gustarte

1 Comentario

  • Responder Irene Abril 3, 2017 en 8:21 pm

    De algo parecido justo hablaba esta semana en mi último artículo, aunque con un enfoque diferente, con tu permiso te dejo el enlace 😉 http://lavidaesunpimiento.com/educar-con-naturalidad/

  • Deja un comentario